CABAÑUELAS 2013-2014

. miércoles, 28 de agosto de 2013
  • Agregar a Technorati
  • Agregar a Del.icio.us
  • Agregar a DiggIt!
  • Agregar a Yahoo!
  • Agregar a Google
  • Agregar a Meneame
  • Agregar a Furl
  • Agregar a Reddit
  • Agregar a Magnolia
  • Agregar a Blinklist
  • Agregar a Blogmarks

Hola a tod@s, de nuevo traigo las cabañuelas para el próximo año agrario 2013-2014.


A decir verdad, este año no me ha quedado más remedio que moverme durante los días de las cabañuelas, y he estado en la Sierra Norte de Sevilla, en Alcalá de Guadaira, y en Córdoba capital. 
No sé si esto influirá en las cabañuelas a la hora de desvirtuarlas, o si por el contrario les da más amplitud y por lo tanto más precisión. Todo se verá. 
El porcentaje de acierto, aunque no lo he calculado con detalle en los años anteriores, creo que viene a rondar el 60%, sin ser presuntuoso. 

Para este año, el titular de las cabañuelas podría ser algo así como "SE AVECINA SEQUÍA"

No voy a dar detalles sobre las observaciones que he realizado, simplemente diré lo que creo que estas observaciones deparan para el próximo año agrario: 

En general no se ha observado la entrada de ningún frente de actividad, y la nubosidad se ha debido a la actividad de evolución diurna debido a las altas cotas de evaporación por las altas temperaturas del periodo de observación. De ser correcto el periodo de observación de las cabañuelas, todo apunta a que el próximo año agrícola-meteorológico podría ser un año de sequía moderada a intensa, con un otoño (finales de verano o comienzos de otoño) húmedo pero puntualmente, en forma de tormentas fuertes localizadas tipo gota fría (más probables en  zonas altas y de montaña), y luego el final de otoño, invierno y comienzo de primavera de secos a muy secos, con temperaturas extremas, pudiendo tener dicho periodo seco un intermedio húmedo en abril, tal vez de nuevo con fuertes precipitaciones aisladas, remitiendo en mayo y estabilizándose en junio, que podría ser más caluroso de lo normal. El verano, como el actual, podría ser menos caluroso de lo habitual e incluso presentar algo de actividad atmosférica al final del mismo.

Por tanto toca mirar muy mucho por el agua que tenemos almacenada en los embalses, no solo por lo que a este año próximo se refiere, sino por que, de no llover nada o casi nada, y proseguir el siguiente año también con sequía (algo que no sería nada raro), tendríamos problemas de abastecimiento a finales de 2014 y en 2015.

Bueno, este es mi pronóstico. Para los amantes de lo suculento podría ser un buen invierno, ya que no haría mucha falta resguardar las plantas de la lluvia y la humedad. Poco más puedo decir, salvo que la Aemet ya está dando avisos por fuertes precipitaciones en la provincia de Córdoba (que conste que la predicción la tengo escrita desde hace dos días eh!, aunque a decir verdad esperaba que las lluvias fuertes se retrasaran todavía algo más, pero vamos, esto de las cabañuelas a mi al menos no me da para más precisión que la expuesta). Suerte también a todos los casamenteros que tengan fecha de boda...

3 comentarios:

Manuel Gómez dijo...

Un 60% de acierto, eso es poco más o menos tirar una moneda y que salga cara o cruz, ¿no?

Anónimo dijo...

De momento, esas cabañuelas no han fallado.

Jesús García dijo...

No, no es lo mismo que el cara o cruz. Tienes un 10 % más de probabilidades de acertar en tu pronóstico. De cualquier modo es una estimación sin sustentar en los datos reales.

Para tomar consciencia...